¿Cuestión de actitud?

No hace mucho leí un artículo cuyo protogonista, el Chef Albert Adrià, explicaba su concepción del trabajo para miradasconalma.com, el magazine digital de la Obra Social “La Caixa”.

El post empezaba con la siguiente historia que transcribo literalmente:

“Hace muchos años, un caminante se encontró con tres picapedreros y les preguntó qué hacían. El primero respondió que ganarse el pan; el segundo, que picar piedra; y el tercero, que construir una catedral. En tu trabajo, puedes cortar el pelo de tus clientes o subirles la autoestima. Puedes limpiar hospitales o contribuir a la mejoría de los enfermos. Puedes servir comida o cocinar felicidad.

Este gran cocinero ama el trabajo que realiza y disfruta de su jornada laboral, dos conceptos que considera básicos para que a cualquiera le vaya bien en la vida. En el caso de que se trabaje por cuenta ajena y estas dos premisas brillaran por su ausencia yo te recomiendo primero cambiar de trabajo, incluso de oficio, el Chef Adrià directamente aconseja emprender un negocio propio. En cualquiera de los casos, el cambio va asociado a ambas opciones.

Adrià me ha recordado al formador, Víctor Kuppers, cuyas conferencias están colgadas en Youtube, una de ellas con casi cinco millones de reproducciones (puedes verla pinchando aquí). Kuppers va más allá del ámbito laboral y explica entre otras cosas que nosotros no barajamos las cartas de nuestra vida, pero sí podemos decidir la actitud frente a las circunstancias que el destino ha dispuesto para nosotros, sobre todo cuando estas no son favorables.

“Yo quiero ser feliz”. “Esto no va a poder conmigo”. Dos frases que recuerdo haberlas pronunciado tiempo después de recibir el diagnóstico de TEA de mi hijo y haber llorado sin consuelo día tras día. De entonces es mi eslogan Arriba y vamos! Lo incluyo al final de mis mensajes de apoyo a cuantas personas me escriben solicitando consejo. Arriba y vamos! Mi lema, mi bandera, mi fuerza interior . ¿Cuestión de actitud? Indudablemente es cuestión de actitud.

Actitud positva frente a las adversidades
¿Cuestion de actitud? Arriba y vamos!

La vida es suficientemente larga como para que todos, antes o después, recibamos un revés emocional que nos deje trastocados; perder el trabajo, muerte de un familiar, accidente laboral o de tráfico, graves enfermedades… Kuppers explica que todos estos motivos son causa razonable de depresión y abatimiento, nadie lo duda, pero solo la actitud que optes hará que te entierres con ellos aún respirando o te ayudará a superarlo incluso cuando no tiene solución.

Arriba y vamos!

 

 

Tus palabras

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s